Radiofísica hospitalaria

Radiofísica hospitalaria

¿Qué es?

La Radiofísica Hospitalaria se encarga de medir y valorar las radiaciones, con el objetivo de contribuir a la correcta planificación, aplicación e investigación de las técnicas radiológicas que la Física pone a disposición de la Medicina.

Su campo de actuación corresponde a la aplicación de las radiaciones ionizantes dentro de la medicina, tanto en diagnóstico (radiología y medicina nuclear) como en radioterapia. El campo también se extiende a pruebas diagnósticas como la resonancia magnética o la ecografía.

¿A qué pacientes va dirigida?

El especialista en Radiofísica Hospitalaria tiene a su cargo la dosimetría de pacientes de Radioterapia, la dosimetría y control de calidad de unidades de tratamiento y fuentes de Radioterapia, el control de calidad en Diagnóstico por Imagen (Radiodiagnóstico y Medicina Nuclear), el control de dosis de pacientes sometidos a pruebas diagnósticas con radiaciones ionizantes y la Protección Radiológica en general dentro del ámbito hospitalario.

Principales patologías y enfermedades

El radiofísico realiza en Radioterapia tareas muy ligadas al tratamiento de los pacientes oncológicos. El cálculo de tiempos de tratamiento, el diseño de las técnicas de tratamiento, la determinación de la distribución de la energía impartida en el interior del paciente está bajo su responsabilidad. Debido a ello hay una implicación notable en la calidad y el éxito del tratamiento.

Principales medios diagnósticos y tecnologías

  • Acelerador lineal de electrones y fotones, con sistema de guiado de imagen más colimador multiláminas capaz de adaptar la dosis al volumen tumoral.
  • Acelerador de protones
  • Sistemas automáticos de braquiterapia, donde una fuente radiactiva es guiada para impartir la dosis dentro del propio tumor.
  • Sistemas diagnósticos: rayos X, TAC, Resonancia Magnética, Ecografía
  • Sistemas informatizados de cálculo de dosis en el paciente en radioterapia.
  • Detectores de radiación

Principales tratamientos

  • Braquiterapia intersticial (también conocida como Curieterapia) de Alta Tasa HDR (High Dose Rate) con Iridio-192.
  • Braquiterapia de Baja Tasa LDR (Low Dose Rate). Implantes permanentes de Yodo-125 en próstata
  • Radioterapia externa conformada 3DRT
  • Radioterapia de Modulación de Intensidad IMRT (Intensity Modulated Radiation Therapy)
  • Arcoterapia de Intensidad Modulada VMAT (Volumetric Modulated Arc Therapy)
  • Radiocirugía cerebral SRS (Sterotactic Radio Surgery)
  • Radioterapia Estereotáctica extracraneal SBRT (Sterotactic Body Radiation Therapy)
  • Radioterapia guiada por imagen IGRT (Image Guided radiation Therapy)

áreas de especialización

  • Protección radiológica
  • Control de calidad de equipos diagnóstico
  • Braquiterapia
  • Teleterapia con aceleradores

Preguntas frecuentes

¿Son peligrosas las radiaciones?

No. Todos los departamentos de radioterapia están regulados por estrictas normativas, desde legales (Real Decreto 1528/1999) como por protocolos internacionales, como puede ser la Agencia Internacional de la Energía Atómica.

El fin de la radioterapia es conseguir el control tumoral merced a la irradiación de las células cancerosas con altas dosis de radiación, preservando al máximo los órganos sanos, de la misma forma en que lo haría un cirujano. El avance tecnológico de los últimos veinte años ha convertido la radioterapia en una técnica sofisticada, precisa y con mínimos efectos secundarios. Todo ello merced al trabajo de los radiofísicos, dentro de un proceso continuado de dosimetría física, planificación clínica y un exhaustivo control de calidad.

¿No tienes seguro de salud?

Benefíciate de un servicio rápido y sin esperas, en el que cuentas además con un asesor personal que te acompaña, te guía y te asesora en todo momento, para que tú sólo te preocupes por lo que realmente importa, TU SALUD, y con unas condiciones económicas excelentes.

Quiero informarme