El láser ginecológico de diodo mejora la continencia urinaria de la mujer y sus relaciones sexuales

El láser ginecológico de diodo mejora la continencia urinaria de la mujer y sus relaciones sexuales

Compartir

El Hospital Vithas Medimar ha incorporado el tratamiento de láser de diodo en el área de ginecología destinado a la mejora de la salud íntima de la mujer.  

Este láser de diodo se aplica en el tratamiento de diferentes patologías de la mujer relacionadas con el embarazo, la dispaurenia o las infecciones, entre otras 

El Hospital Vithas Medimar ha incorporado el tratamiento de láser de diodo en el área de ginecología destinado a la mejora de la salud íntima de la mujer.  

Se trata de un nuevo láser ginecológico que aporta numerosos beneficios a diversas patologías femeninas. Esta técnica ofrece entre sus mejoras, el aumento de la hidratación vaginal y la mejora de la continencia urinaria, así como también ayuda en la prevención de las diferentes infecciones vaginales, aumenta la lubricación del canal vaginal y la tersidad de las paredes.  

Se caracteriza por no ser invasivo, no genera quemazón ni dolor. Cada sesión tiene una duración de 15 minutos. 

¿Cómo se aplica el tratamiento? 

El láser ginecológico de diodo es un instrumento que se introduce en el interior de la vagina actuando de forma directa sobre las paredes de la misma.  

Su aplicación consiste en la transmisión de energía térmica en la totalidad de la superficie que se trata. Este calor consigue reactivar el colágeno natural de la propia vagina y el riego sanguíneo proporcionando así una mejora en la salud íntima.  

Es un proceso ambulatorio que se realiza en la propia consulta del ginecólogo y no requiere ingreso hospitalario. La paciente no necesita preparación previa y después de cada sesión puede continuar con su rutina habitual.  

Existen diferentes tipos de tratamiento en función de las diferentes patologías: 

• Posparto: el láser ginecológico de diodo ayuda en la recuperación de las diferentes lesiones del tejido que se pueden producir durante el parto.  

• Incontinencia urinaria: gracias a este láser se reduce la pérdida de orina involuntaria y previene a tiempo una futura incontinencia leve o moderada.  

• Sequedad vaginal/atrofia: se considera atrofia vaginal al adelgazamiento, resequedad e inflamación de las paredes vaginales que ocurre cuando el cuerpo tiene menos estrógeno, produciendo así una sequedad vaginal. Este tratamiento aporta una mayor lubricación de manera natural en estos casos. 

• Infecciones vaginales: en este caso ayuda a restablecer el ph vaginal y la vascularización de la zona, siendo una opción efectiva para evitar infecciones vaginales.   

• Dispareunia: el dolor en las relaciones sexuales se suele producir por una insuficiente lubricación. La aplicación de diodo puede favorecer la formación de nuevas fibras de colágeno produciendo así una mayor lubricación. 

• Atrofia vaginal por tratamientos oncológicos: al ser indoloro y ablativo es la mejor, la técnica resulta una solución para este tipo de pacientes, ya que no se les puede aplicar otros tratamientos más convencionales. 

Datos de la noticia

  • Médico: Dr. Tomás Marín , Enrique
  • Especialidad: Obstetricia y ginecología
  • Centro vithas: Hospital Vithas Medimar

Noticias relacionadas

Ponte en contacto con nuestro
departamento de comunicación
Encuentra el responsable de comunicación
de cada centro