Una técnica combinada permite dilatar las arterias de pacientes con acúmulos de calcio y reduce el riesgo en la solución del estrechamiento arterial

Una técnica combinada permite dilatar las arterias de pacientes con acúmulos de calcio y reduce el riesgo en la solución del estrechamiento arterial

Compartir

Vithas Valencia 9 de Octubre realiza esta técnica combinada de ateroctomía rotacional y la litoplastia coronoria. La arteriosclerosis aumenta notablemente el riesgo de sufrir un infarto o un ictus. Los síntomas de la cardiopatía isquémica provocada por arterias obstruidas obligan a una intervención sin demora.

pie de fotoen la imagen se aprecia una estenosis -estrechamiento- arterial que impide el flujo sanguíneo

El estrechamiento de los vasos sanguíneos que produce la arteriosclerosis –o aterosclerosis- aparece cuando los lípidos (grasas), los leucocitos (glóbulos blancos), el tejido conjuntivo y el calcio se depositan en las paredes de los mismos. Como consecuencia de este estrechamiento, la sangre que pasa por ellos no fluye con normalidad, se reduce el flujo sanguíneo y aumenta el riesgo de sufrir, por ejemplo, un infarto o un ictus.

Cardiopatía isquémica
La cardiopatía isquémica es la enfermedad ocasionada por la arteriosclerosis de las arterias coronarias.
Este proceso empieza en las primeras décadas de la vida, pero no presenta síntomas hasta que la estenosis de la arteria coronaria se hace tan grave que causa un desequilibrio entre el aporte de oxígeno al miocardio y sus necesidades. En este caso se produce una isquemia miocárdica (angina de pecho estable) o una oclusión súbita por trombosis de la arteria, lo que provoca una falta de oxigenación del miocardio que da lugar al síndrome coronario agudo (angina inestable e infarto agudo de miocardio).

La pandemia provocada por la covid-19 ha provocado que en los últimos meses muchas personas eviten acudir a los hospitales ante problemas que consideran que “pueden esperar”. En el caso de la cardiopatía isquémica la demora en acudir al médico constituye un factor de riesgo alto, toda vez que los síntomas aparecen cuando la salud de las arterias está ya seriamente comprometida y obliga a una rápida actuación.

Tratamiento de arteriosclerosis
La colocación de stents, pequeñas estructuras metálicas con forma de cilindro en los vasos obstruidos, permite mejorar el flujo sanguíneo que circula con dificultad debido al desarrollo de la arteriosclerosis. Sin embargo, la calcificación de las placas de ateroma dificulta el proceso de colocación de stents e incrementa el riesgo de rotura de los vasos durante la intervención.

En la Unidad de Hemodinámica de Vithas Valencia 9 de Octubre, el Dr. Alberto Berenguer ha comenzado a combinar la ateroctomía rotacional y la litoplastia coronoria para limar las placas calcificadas de ateroma y, en la misma intervención, fragmentar los depósitos de calcio. De esta forma, “la placa aterosclerótica cede y conseguimos la expansión necesaria para colocar con seguridad, posteriormente, los stents”.

El riesgo de las lesiones calcificadas
“Cuando una lesión coronaria está muy calcificada, el avance de dispositivos de dilatación –como los stents- puede estar seriamente comprometido, al igual que la dilatación eficaz de la lesión”. De esta forma, la colocación de stents con dispositivos convencionales puede ser imposible, directamente comprometer la seguridad del procedimiento al haber riesgo alto de disección, oclusión o rotura coronaria; y frecuentemente un implante del stent  que no alcanza las condiciones deseables. “Un stent que no queda bien expandido puede convertirse en un sustrato inestable y, en vez de solucionar el problema, agravarlo”, puntualiza el Dr. Berenguer.

Combinación de dos técnicas
La aterectomía rotacional “tiene la finalidad de dilatar las arterias coronarias cuando existen lesiones calcificadas y es costoso colocar el stent”, explica el Dr. Berenguer.

Por su parte, la litoplastia coronaria consiste en aplicar ondas de choque en la arteria coronaria para romper y fragmentar los acúmulos de calcio. El proceso es análogo a la litotricia utilizada para fragmentar las litiasis o “piedras de riñón”. En este caso, a través de catéteres, las ondas de choque se aplican directamente en las arterias coronarias.

La combinación de la ateroctomía rotacional y la litoplastia coronoria abre las puertas del intervencionismo coronario a pacientes en los que la dificultad de dilatar la arteria dificulta el implante de stents, casos que escapan a la capacidad de la angioplastia convencional.

Recientemente, la Unidad de Hemodinámica de Vithas Valencia 9 de Octubre sometía a una paciente de mediana edad con dificultad alta de dilatación en sus coronarias a este proceso. El hecho de contar con la tecnología, infraestructura y equipo de profesionales capacitados para realizar procesos de intervencionismo coronario de alta sofisticación como sitúa a Vithas Valencia 9 de Octubre a la altura de las opciones más completas en tratamientos de hemodinámica en Valencia.
 

Datos de la noticia

  • Centro vithas: Hospital Vithas Aguas Vivas
  • Centro vithas: Hospital Vithas Valencia Consuelo
  • Centro vithas: Hospital Vithas Valencia 9 de Octubre

Noticias relacionadas

Ponte en contacto con nuestro
departamento de comunicación
Encuentra el responsable de comunicación
de cada centro