Holter de Ritmo

Características de la prueba
  • Tipo de prueba: Pruebas cardiológicas
  • Duración: Entre 24 y 48 horas
  • Acompañado: SI

¿Qué es un holter de ritmo?

El holter de ritmo es un instrumento utilizado en una prueba de diagnóstico que registra la actividad eléctrica del corazón durante varias horas.

La principal ventaja que presenta este aparato es la poder realizar un registro del ritmo cardíaco durante un tiempo prolongado, ya que un electrocardiograma rutinario sólo nos permite conocer cuál es el circuito eléctrico cardíaco en ese mismo momento y no sabemos si antes o después estuvo alterado.

¿Para qué sirve un holter de ritmo?

Esta prueba se realiza para controlar la actividad del corazón durante un día de vida normal del paciente (24 horas) y permite medir alteraciones en el ritmo cardíaco para detectar de forma precoz posibles arritmias.

Se colocan unas pegatinas o electrodos adhesivos sobre la piel que detectan el latido cardiaco y lo transmiten mediante cables al Holter, que lo almacena para su posterior análisis en la consulta. De esta manera se pueden detectar aquellas alteraciones del ritmo cardíaco que ocurren de forma intermitente.

El monitor también se puede utilizar:

  • Después de un ataque cardíaco
  • Para diagnosticar problemas con el ritmo cardíaco
  • Al comenzar a tomar un nuevo medicamento para el corazón

De esta forma, logramos realizar tratamientos preventivos a la medida del paciente.

¿Cómo he de prepararme?

La prueba no necesita preparación previa y no precisa de ayuno o toma de medicación. Se recomienda que no uses lociones ni cremas en la zona en las que irán adheridos los electrodos.

Se recomienda también evitar tomar durante todo el día café, alcohol y otras sustancias excitantes, incluso también el día previo a la prueba. No olvides bañarte o tomar una ducha antes de comenzar el examen, ya que no podrás hacerlo mientras se esté usando el monitor Holter.

 Es importante que informes a tu médico si eses alérgico/a a alguna cinta u otro adhesivo o si estás timandio algún fármaco.

¿Cómo se realiza?

  • La duración del test es de 24 a 48 horas y se suele realizar en casa o durante la vida normal del paciente.
  • Durante el test, llevarás incorporado el Holter de forma cómoda y discreta. El Holter es un aparato pequeño del tamaño de un teléfono móvil, normalmente acoplado a un cinturón ajustado a la cintura, y conectado a unos electrodos enganchados en el pecho durante el periodo en el que se realice la prueba.
  • El médico encenderá el monitor y te indicará cómo colocar de nuevo los electrodos en caso de que se caigan o se aflojen. Es muy importante que registres de forma precisa los síntomas y actividades, de tal forma que el médico pueda compararlos con los resultados del monitor Holter.
  • Los electrodos deben estar pegados firmemente al tórax para que la máquina obtenga un registro preciso de la actividad cardíaca. Pasado el tiempo establecido, deberás regresar al Hospital.

¿Qué se siente?

    Durante la prueba no sentirás nada.

  • Quizá los electrodos o la petaca donde se coloca el Holter puedan resultarte incómodos para algunas tareas de tu actividad normal, pero la prueba es completamente indolora.
  • También es posible que algunas personas deban rasurarse el vello del tórax para que los electrodos se puedan pegar.

Recuperación

La prueba de holter no necesita de ninguna recuperación específica.

¿Qué riesgos existen?

No existe ningún riesgo en la realización del Holter. Como cualquier aparato eléctrico, ha de mantenerse alejado de las fuentes de calor excesivo y del agua. Por ello, mientras se lleve puesto el aparato han de evitarse:

  • Mantas eléctricas
  • Áreas de alto voltaje
  • Imanes
  • Detectores de metales